La mayor hidroeléctrica del mundo en producción de energía

Meio Ambiente
Defensa de las áreas protegidas de ITAIPU suma el acompañamiento de las autoridades judiciales
Tamaño de la letra
30/06/2020

La coordinación de las acciones conjuntas entre diversas instituciones del Estado impulsada por el Poder Ejecutivo para fortalecer la defensa de las áreas protegidas situadas en el entorno del embalse de la hidroeléctrica ITAIPU, continuó este martes en Palacio de Gobierno con la participación de autoridades del Poder Judicial y del Ministerio Público.

La reunión presidida por el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, significó la continuidad del encuentro que el mandatario mantuvo ayer con distintas instituciones del Ejecutivo. La actividad de hoy contó con la presencia del presidente de la Corte Suprema de Justicia, Alberto Martínez Simón; la fiscala general del Estado, Sandra Quiñónez; el ministro del Interior, Euclides Acevedo; representantes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad); del Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert), de la Policía Nacional y de otras instituciones comprometidas con la defensa del ambiente.

En la ocasión, se conversó sobre las acciones que viene implementando la Binacional para combatir la invasión y deforestación en la franja de seguridad del embalse, a lo largo de 1.524 kilómetros, entre los departamentos de Alto Paraná y Canindeyú. Puntualmente, se destacó la  reciente ocupación y deforestación en la zona de Puerto Indio, Alto Paraná, a unos 100 kilómetros aguas arriba de la central hidroeléctrica. ITAIPU activó los resortes legales en este caso y coordina con las demás instituciones el restablecimiento del orden en la zona, además de abocarse a la reforestación del lugar.

El área afectada es particularmente sensible, considerando que la franja de protección de ITAIPU, constituida por una cobertura boscosa, tiene la función de reducir la erosión y el ingreso de sedimentos y contaminantes al embalse, protegiendo la materia prima para la generación de energía que es el agua. Asimismo, constituye un corredor biológico que une las reservas y refugios de la Binacional, permitiendo el paso de los animales y la preservación de otras formas de vida silvestre.

A finales de enero de este año, los guardaparques de ITAIPU reportaron las primeras talas de árboles nativos en la zona de Puerto Indio, en las inmediaciones de la Reserva Natural  Yvyty Rokái. Ante este hecho, la institución solicitó refuerzo policial y  presentó dos denuncias ante el Ministerio Público, una ante la Unidad Especializada de Delitos Ambientales, con sede en Ciudad del Este; y otra, ante la Unidad Penal por invasión de propiedad privada.

En estos meses, se efectuaron cuatro constituciones de comitivas fiscales en el lugar, y en todas ellas, los presuntos invasores huyeron del sitio. No obstante, regresaron pocos días después realizando una mayor incursión, tala y desmonte, a pocos metros del embalse.

Hechos como este atentan contra toda la zona de influencia de la represa, por lo que ITAIPU viene fortaleciendo el control y resguardo de las áreas protegidas, al tiempo de coordinar el acompañamiento de las demás instituciones del Estado para evitar que la presión del entorno ponga en riesgo un patrimonio natural de todos los paraguayos, y pulmón de la humanidad, considerando que el Bosque Atlántico del Alto Paraná (BAAPA) forma parte de la Reserva de  Biósfera, reconocida por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).