Líder mundial en generación de energía limpia y renovable

Responsabilidad Social
Día de las Mujeres Rurales: Proyecto Mi Huerta registra 90% de beneficiarias, con apoyo de ITAIPU
Tamaño de la letra
15/10/2021

Este viernes, 15 de octubre, se conmemora el Día Internacional de las Mujeres Rurales; ITAIPU Binacional se suma a la celebración destacando que el proyecto “Mi Huerta”, financiado con gastos socioambientales de la Entidad, registra un marcado liderazgo femenino en zonas rurales. De los 5.400 beneficiarios, más de 90% son mujeres y están distribuidas en cinco departamentos del país. La Entidad financia además el Programa de Desarrollo Integral de la Agricultura Familiar Paraguaya (DIAFPA), que cuenta con un alto porcentaje de participación femenina.

Mi Huerta es un proyecto impulsado por el Gobierno Nacional, a través del Ministerio de Desarrollo Social (MDS), y la implementación está a cargo de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS). La iniciativa se viene desarrollando desde finales de 2020.

El emprendimiento nace como un complemento al programa de protección social Tekoporã, dirigido a familias en situación de pobreza y pobreza extrema. Los pobladores beneficiados pueden crear huertas familiares y así generan ingresos.

Lourdes Brítez Gómez (21 años), del distrito de Karapa’i, departamento de Amambay, señaló que recibe ayuda monetaria a través del programa Tekoporã y con la inclusión de este proyecto tiene la posibilidad de sembrar y producir alimentos para autoconsumo de su familia, integrada por dos hijos. De esa forma, tiene la posibilidad de generar ingresos extras por la venta de su producción y así puede aportar más a su hogar.

Liliana Acosta (51), del barrio Maria Auxiliadora de Juan de Mena (Cordillera), comentó que ya contaba con una pequeña huerta para consumo familiar y que a través del proyecto pudo ampliar su área de producción, lo que ahora le da la posibilidad de comercializar una parte para ayudar en el ingreso económico de su familia.

Eva Espínola (38), de Caaguazú, es participante desde la primera etapa del proyecto y manifestó que ha utilizado los insumos provistos para su autoconsumo en tortillas, guisos, ensaladas y otros.

La provisión de insumos incluye semillas y plantines, fertilizante foliar, fungicidas, tejidos de alambre, bandejas de plásticos, regaderas y malla media sombra; así como materiales didácticos para su uso adecuado y mantenimiento de la huerta. Las mujeres además se capacitan en preparación de suelo, instalación de vallas de protección, colocación de mallas media sombra, germinación de semillas, trasplantes y cuidados culturales, entre otros.

Por su parte, el programa DIAFPA, financiado por ITAIPU e implementado por la UNOPS, también beneficia a mujeres rurales. En este proyecto, la participación femenina llega al 44% y las beneficiarias reciben, además de parcelas e insumos para cultivar, toda la capacitación en educación financiera y liderazgo para el agro. El objetivo es fortalecer sus capacidades de modo integral.