La mayor hidroeléctrica del mundo en producción de energía

Responsabilidad Social
ITAIPU y Fundación Solidaridad concretan entrega de prótesis
Tamaño de la letra
12/01/2018

En el marco del convenio vigente entre la ITAIPU Binacional y la Fundación Solidaridad, tres personas recibieron prótesis, de alta tecnología, lo que les permite recuperar su movilidad completa.

En este sentido, cabe destacar que los tres pacientes recibieron una prótesis del miembro inferior, bajo rodilla. La entrega de los aparatos se realizó en la sede del Centro de Rehabilitación Física (Cerenif) de Asunción.

Al respecto, los beneficiados por el convenio dieron sus testimonios al DIE y coincidieron que con la prótesis no solo recuperaron la movilidad, sino también la posibilidad de llevar una vida normal.

Tal es así, que Rafael Fleitas, oriundo de Itauguá, destacó la importancia de la donación y resaltó que su calidad de vida mejorará sustancialmente.

“Con esto voy a poder volver a trabajar, yo soy camionero; con la prótesis voy a empezar a manejar nuevamente los camiones. Mejorará mi calidad de vida y la de mi familia, ya que de ahora en más puedo aportar económicamente en mi casa, lo que me hace sentir bien y útil”, acotó.

Por su parte, Roque Santander, oriundo de Minga Guazú, aprovechó la ocasión para agradecer a la ITAIPU y a la Fundación Solidaridad la loable acción de ayudar a tantas personas a recuperar, no solamente la movilidad, sino también sus vidas.

“La sensación de felicidad que siento es inexplicable, porque con la prótesis es la única manera de volver a caminar y dejar las muletas. Antes dependía de ellas para poder moverme, eso me limitaba mucho. Sin embargo, ahora tengo la independencia necesaria para volver a trabajar y manejarme en lo cotidiano, sin ningún inconveniente”, aseveró.

A su turno, Marcelino Jiménez, destacó la importancia de este tipo de acción social, ya que para el beneficiado no es una simple prótesis, sino que es la posibilidad de volver a reinsertarse a una vida normal.

“La movilidad es una necesidad imperiosa, sin eso nada podemos hacer; con la donación de la prótesis recuperamos nuestras vidas. Agradezco de corazón a las entidades que nos devolvieron la posibilidad de vivir de forma normal”, afirmó.

La importancia de ayudar

Oscar Mersán.

Por su parte, el presidente de la Fundación Solidaridad, Oscar Mersán, habló la satisfacción que genera este tipo de trabajo social, y mencionó que los resultados obtenidos son los que alientan a seguir luchando para ayudar a los que realmente necesitan.

“Lo más grande de entregar las prótesis es la satisfacción de ayudar a mejorar la vida de estas personas; eso es precisamente lo que nos alimenta, nos da energía para seguir con este tipo de iniciativa. Ver la felicidad en el rostro de los beneficiados y conocer la historia de vida de ellos es lo más gratificante de este trabajo”, remarcó.

Loable acción de ITAIPU

En otro momento, el Dr. Mersán señaló la importancia de que el país cuente con una entidad como la ITAIPU, que no se limita a dar un cheque para estos fines benéficos, sino que participa, involucra a sus empleados y se sensibiliza con la problemática social.

“Es una bendición tener en el país una empresa como ITAIPU, el trabajo de responsabilidad social de la Entidad es muy valorable y, para nosotros, como Fundación, tener la confianza para hacer estas gestiones es un privilegio”, acotó.

“La Entidad tiene el corazón para escuchar las necesidades de la gente, atender y hacer que los que reciben la ayuda se incorporen nuevamente a la sociedad, y así mejorar su autoestima”, añadió Mersán.

Trabajo minucioso

El encargado de taller ortopédico de la Fundación Solidaridad, Luis Rojas, señaló que con cada paciente se trabajó aproximadamente de 5 a 6 meses, de manera a ir ajustando los detalles, partiendo de la necesidad de cada uno, para que recuperen su movilidad sin ningún tipo de inconveniente.

“El tiempo del proceso para que la prótesis llegue en forma a una persona depende del caso clínico de cado uno, y también de la actividad que desempeña a diario. Primero se trabaja el vendaje y luego el equipamiento completo. Le medimos la altura y con la ayuda de un fisioterapeuta se trabaja la movilidad, el equilibrio, porque para ellos es como volver a aprender a caminar”, explicó.

Las prótesis

Son productos de origen alemán de la marca Ottobock, que están hechas de titanio y acero inoxidable, recubiertas con espuma de alta densidad, de acuerdo a la necesidad del paciente.

El convenio

La donación de las prótesis se realiza dentro del convenio por un valor de G. 1.436 millones, que fue firmado el año pasado, con la ITAIPU Binacional, a través de la Asesoría de Responsabilidad Social, con la Fundación Solidaridad, para contribuir con la mejor calidad de vida de los ciudadanos más vulnerables.